Liz, a Susana: “Pensaba que eras una señora”