Oriana y Tony, el reencuentro