Yanira acepta una cita sin cámaras con Jesús