Rubén y María, una ruptura dolorosa