Cristian pierde la apuesta y le toca pagar