Adrián no quiere que Samira le vuelve a hacer daño, no se fía de ella