Steisy, a sus pretendientes: “No vengáis de puritanos y formales porque no me lo creo”