Ana, muy enfadada: "Estoy harta de quedar como una pringada"