La segunda cita 24 horas de Fabio ¿en peligro?