Lidia, a punto de irse