Álex, el preferido por Melani para tener una hora sin cámaras