Violeta no se fía de Barranco y Cristina: "Van tan rápido que me huele a cuerno quemado"