Melani está encantada con Ximenis, su nuevo pretendiente