Rafa vence a Damián y se queda solo a tres palabras y un error de llevarse el bote