Rafaella Carrá, la reina de la fiesta