Martín Berasategui hace un postre de chocolate blanco y fruta escarchada