Rosa avisa a Jacqueline: “Lo único que te pido es que no vuelvas a hablar de mis hijos”