Lydia Lozano se marea durante su primera clase con el bailarín Pol Chamorro