Bibiana Fernández, vende su casa para poder pagar una deuda con Hacienda