Lydia Lozano se va llorando cuando Paz le dice: “A mí no me importa tu vida”