Kiko Rivera se queja a un huésped del hotel donde se aloja de un paparazzi que les sigue