Víctor Janeiro, ¿posible amante?