Belén Esteban, de Campanario: “Hay cosas que me dijo que no entendí”