Carlota: “No me quedo con los bosques quemados, me quedo con los gallegos que, caldeiro a caldeiro, apagaron su tierra”