Las primeras consecuencias de la entrevista de Marta Roca: gente a la que Chelo debe dinero quieren recuperar su “pasta”