Edmundo se afeita el bigote pero… ¡A Mª Teresa no le convence!