Irene Rosales se derrumba: “Es pensar en mis hijas y me vengo abajo”