Matamoros y Sofía Suescun se marcharon juntos del bolo de la polémica, según el encargado de la sala