Por la boca muere el pez: María Jesús Ruiz dijo en 2009 que los programas del corazón "son horroros"