La testigo de la deslealtad de María Lapiedra mantiene su versión: “Estaban besándose”