Kiko adelanta lo que puede salir del pasado de Noe