Amador, a Rosa: "¡Cállate que hablas mucho. Ahora voy a hablar yo!"