¡Casi pleno! Alejandro Albalá no miente y demuestra una verdad tras otra