Rafa Lomana y Nacho Montes, a punto de llegar a las manos: “¡No menciones a mi hija!”