Rubén: "La isla está llena de fantasmas"