Mario D´Amico planta cara a los viceversas: “Entre los tres tienen un cerebro”