Los supervivientes se enfrentan con ‘pinzas de alacrán’ en un tatami flotante