José Luis, de Alba: “La pobre no sabe ni coger la sartén”