Los supervivientes consiguen perritos calientes en el primer juego de recompensa