El padre de Jean Marie, a punto de morir