Kiko y el público, a Risto: "¡Envidioso!"