Eduardo Gómez demuestra su dominio de la comba