La amenaza de Encarni a Angelito no hace el efecto deseado: “Ponte más seria”