Oblak, los palos y el árbitro, protagonistas del derbi madrileño