José María Ruíz Mateos: “Estaba convencido de que me habían llevado ahí para morir”