El presunto asesino de Laia declara que otra persona metió a la niña en su casa