Blanca Cuesta: "La llamada de la Baronesa nunca ha existido"