¡Aída declara la guerra a Elettra y a Aly!: les quita la manta y tira un vaso de té encima