"Cantar es como robar un banco, sientes como si te descubrieran", afirma Fito Páez