El ‘hombre de los sobres’, culpable del error de los Óscar